Panasonic se beneficia de la devaluación del yen

Suscríbase a International Press GRATIS!

Registre su correo electrónico y entérese primero de las últimas noticias de Japón.

Multinacional tecnológica aumenta sus ganancias en un 14 %

Panasonic
La multinacional tecnológica nipona Panasonic ganó 160.000 millones de yenes (unos 1.222 millones de euros) entre abril y diciembre, un 14 por ciento interanual más gracias sobre todo a la devaluación del yen.

Durante los nueve primeros meses del año fiscal nipón, la compañía con sede en Osaka (oeste) registró un beneficio operativo de 320.300 millones de yenes (2.447 millones de euros), un 10 por ciento más que en el mismo período del año anterior.

Su resultado bruto de explotación (Ebitda) de abril a diciembre ascendió a 245.500 millones de yenes (1.871 millones de euros), un 22 por ciento más, mientras que las ventas llegaron a 5,6 billones (42.779 millones de euros), un 1 por ciento menos que en el mismo periodo del año anterior.

Panasonic logró mejorar sus resultados gracias sobre todo a la debilidad del yen, y a pesar del retroceso de sus ventas causado por la ralentización de la economía en China y del descenso de la demanda en Japón, dos de sus principales mercados.

La compañía logró incrementar las ventas de su área de sistemas para empresas, mientras que registró caídas en las de televisores y otros dispositivos electrónicos, en los que ha reducido su producción con vistas a incrementar su rentabilidad en el marco de reestructuración.

A partir de esta evolución, la empresa decidió revisar ligeramente a la baja su previsión de resultados para el actual ejercicio fiscal, que concluye el próximo marzo.

La compañía recortó su previsión de facturación desde el anterior cálculo de 8 billones de yenes hasta los 7,55 billones de yenes (57.677 millones de euros), lo que supondría un 2 por ciento menos que el curso anterior.

La empresa prevé registrar un beneficio neto de 180.000 millones de yenes (1.375 millones de euros), la misma cifra que el año anterior.

SE REDUCE BENEFICIO DE MITSUBISHI

El fabricante de vehículos nipón Mitsubishi Motors redujo su beneficio neto un 22,2 % interanual entre abril y diciembre hasta los 76.750 millones de yenes (586 millones de euros) debido al cierre de sus plantas de producción en Estados Unidos.

Durante los nueve primeros meses del año fiscal en Japón, que concluye el próximo 31 de marzo, la compañía dedicada a la automoción anotó un beneficio operativo de 102.003 millones de yenes (unos 779 millones de euros), lo que supone un incremento del 1,2 por ciento con respecto al mismo período del ejercicio anterior.

Las ventas de la compañía nipona entre abril y diciembre fueron de 1,66 billones de yenes (12.682 millones de euros), un 4,6 por ciento más que un año antes.

Mitsubishi Motors atribuyó parte de este avance a la reducción de costes, indicó el fabricante en un comunicado.

El gigante japonés destinó 15.300 millones de yenes (unos 116 millones de euros) a sufragar los costes derivados del cierre de sus plantas en Estados Unidos, dedicadas a la producción de deportivos, debido a las malas ventas que obtuvo en el país.

En cuanto a la venta de automóviles, Mitsubishi Motors vendió 787.000 unidades a nivel global en este período, un 2 por ciento menos que el año anterior.

El retroceso estuvo motivado principalmente por la caída de las ventas en Japón, donde únicamente colocó 66.000 unidades, un 16 por ciento menos que en el mismo período de 2014.

La subida de ventas de los modelos de la compañía nipona en Europa, donde crecieron un 18 por ciento hasta las 129.000 unidades, y de Estados Unidos, donde se incrementaron un 19 por ciento hasta las 101.000 unidades, lograron amortiguar el descenso en el mercado nipón.

En cuanto a Asia, el fabricante japonés cosechó un retroceso del 6 por ciento (242.000 unidades), mientras que en mercados como Medio Oriente y África vendió un 4 por ciento más.

Mitsubishi Motors rebajó su previsión de ventas para el presente año fiscal hasta 2,26 billones de yenes (172.664 millones de euros) frente a los 2,28 billones de yenes de su estimación anterior.

Sin embargo, el fabricante con sede en Tokio no modificó sus previsiones respecto al beneficio neto para este año fiscal, en el que espera un beneficio neto de 100.000 millones de yenes (unos 764 millones de euros), un 15,4 por ciento menos. (EFE)



Publicidad

Publicidad


Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad

Te recomendamos

JAPÓNICA
JAPÓNICA
Coronavirus

Turismo en Japón

LECTOR