Toyota dejará de producir en Rusia por los riesgos geopolíticos y la falta de piezas

Toyota Motor anunció hoy que pondrá fin a la producción de vehículos en Rusia. La fábrica de San Petersburgo ha estado cerrada temporalmente desde el 4 de marzo debido a la invasión rusa de Ucrania. Los riesgos geopolíticos, así como la continua dificultad para adquirir piezas debido al prolongado conflicto han sido motivos decisivos para la decisión.

«Incluso después de medio año (desde la suspensión de la producción), no hemos encontrado la posibilidad de reanudar la producción. Si la situación actual continúa, no podremos brindar suficiente apoyo a nuestros empleados en Rusia, por lo que hemos determinado que no tenemos más remedio que terminar las actividades de producción», comunicó la automotriz japonesa.

Incluso después de que se cerró la planta, Toyota hizo que los empleados trabajaran en el mantenimiento de los equipos y pagó los salarios.

Toyota era el principal fabricante japonés de automóviles en el mercado ruso. En 2021 se produjeron 80.000 unidades y se vendieron 110.000 unidades. La producción en San Petersburgo comenzó en 2007 y en 2021, fabricó el vehículo utilitario deportivo RAV4 y el sedán Camry.

Nissan Motor Co. ha decidido extender la suspensión de operaciones en su planta de San Petersburgo, cuyo reinicio estaba previsto para finales de septiembre, hasta finales de diciembre debido a dificultades en la adquisición de repuestos. (NI/AG/)

Suscríbete a International Press GRATIS

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a International Press y recibe nuestras noticias primero.

Únete a otros 36.393 suscriptores


Descarga el App de Súper Tokio Radio