Más del 80 % de japoneses creyeron en falsos rumores sobre extranjeros tras terremoto

Sendai

Tras el terremoto y el tsunami de 2011 en la región de Tohoku, se esparcieron falsos rumores sobre delitos cometidos por extranjeros. Muchos japoneses creyeron en ellos, según un estudio realizado por el profesor de la Universidad de Tohoku Gakuin, Kwak Kihwan.

El experto, en declaraciones recogidas por Mainichi Shimbun, hizo un llamado a las personas para que sean cuidadosas en el procesamiento de información.

“Los falsos rumores comúnmente salen a la superficie en caso de un terremoto de gran magnitud, no es tarea fácil eliminarlos. Más bien, cada persona necesita adquirir la capacidad de juzgarlos”, dijo.

El sondeo fue respondido por 770 japoneses de 20 a 69 años que residen en Sendai.

El 51,6 % dijo que había oído rumores sobre delitos cometidos por extranjeros en las zonas de desastre. De quienes los habían escuchado, el 86,2 % creyeron en ellos “en gran parte” o “un poco”.

¿Qué tipo de delitos escuchó que habían perpetrado los extranjeros? (Respuestas múltiples)

Saqueos y robos: 97 %

Daños a cadáveres: 24,4 %

Violación y asalto: 19,1 %

¿Personas de qué nacionalidad creyó usted que habían cometido los delitos? (Respuestas múltiples)

Chinos: 63 %

Coreanos: 24,9 %

Gente del Sudeste Asiático: 22,7 %

Kwak conjeturó que es probable que se hayan difundido rumores contra los extranjeros para no entrar en conflicto con la imagen que la televisión mostró al mundo de japoneses que cooperan y actúan de manera ordenada.

El especialista dijo, sin embargo, que es probable que no todos los que difundieron los rumores lo hayan hecho por malicia, sino “porque estaban preocupados por quienes los rodean”.

Ojo que esto no se circunscribe a la zonas afectadas por el desastre. Un estudio similar efectuado en Shinjuku halló que el 85,7 % de los que esucharon rumores sobre delitos cometidos por extranjeros creyeron en ellos.

Los datos desmienten los rumores:

En 2011, la policía de Miyagi registró a 3.899 personas involucradas en delitos. De ellas, solo 57 (1,5 %) eran extranjeras.

En 2012 y 2013 la tasa fue de 1,3 % y 1,9 % respectivamente.

Los rumores falsos contra los extranjeros en casos de desastre tienen antecedentes: tras el gran terremoto de Kanto en 1923, se propagó la mentira de que los coreanos habían envenenado los pozos. Coreanos y chinos fueron asesinados. (International Press)

 



Publicidad

LECTOR

Deja tu comentario