Mitsubishi y Mazda reducen sus ganancias en la primera mitad del año fiscal

Entre ambos venden casi 900.000 vehículos


Publicidad

Mitsubishi
El fabricante nipón de vehículos Mitsubishi Motors redujo entre abril y septiembre su beneficio neto un 14,5 por ciento interanual hasta los 52.076 millones de yenes (390 millones de euros), debido a un incremento de costes.

En dicho periodo, primera mitad del año fiscal en Japón, la empresa logró un beneficio bruto de 58.517 millones de yenes (438 millones euros) lo que supone un 20,4 por ciento menos que en el mismo periodo de 2014.

Aunque su facturación aumentó un 3,4 por ciento interanual hasta los 1,06 billones de yenes (8.016 euros), su ganancia operativa fue de 58.426 millones de yenes (437 euros), un 6,8 por ciento menos que en la primera mitad del pasado ejercicio.

El fabricante con sede en Tokio atribuyó el retroceso de estos seis meses a la subida de costes relacionados con “medidas de calidad” de sus vehículos.

Aunque su facturación creció merced al abaratamiento del yen, Mitsubishi Motors vendió prácticamente la misma cantidad de coches -unos 521.000- en este periodo que en el abril-septiembre del año anterior.

Las ventas en Europa se mantuvieron intactas -104.000 unidades- gracias a que los países occidentales compensaron la caída en Rusia.

Del mismo modo, el incremento del 22 por ciento en Estados Unidos (donde vendió 69.000 coches) compensó la caída del 19 por ciento en Japón (donde comercializó 46.000).

En Asia, el retroceso fue del 9 por ciento, mientras que en mercados como Medio Oriente, Australia o África vendió un 11 por ciento más.

La empresa mantuvo intactas sus previsiones para la totalidad del ejercicio, en el que espera un beneficio neto de 100.000 millones de yenes (749 millones de euros), lo que supondría un 15,3 por ciento menos.

A su vez, espera un beneficio operativo de 125.000 millones de yenes (936 euros), un 8 por ciento menos.

También prevé incrementar sus ingresos por venta en un 4,35 por ciento hasta los 2,28 billones de yenes (17.088 euros).

MAZDA GANÓ UN 24,8 % MENOS

El fabricante nipón de automóviles Mazda Motor cosechó un beneficio neto de 36.753 millones de yenes (275 millones de euros) entre abril y julio, lo que supone un 24,8 por ciento menos respecto al mismo período de 2014 y a pesar del incremento de sus ventas.

Mazda Axela (foto sitio web oficial)
Mazda Axela (foto sitio web oficial)

Durante el primer trimestre del año fiscal nipón, la compañía japonesa registró un beneficio operativo de 53.324 millones de yenes (399 millones de euros), un 5,4 menos que en el mismo período de 2014.

Su facturación por ventas ascendió a 806.007 millones de yenes (6.040 millones de euros), un 14,2 por ciento más que el año anterior.

El fabricante con sede en Hiroshima (sudeste del país) vendió entre abril y julio unas 370.000 unidades de vehículos, lo que supone un incremento del 15,8 por ciento respecto al mismo período del año precedente.

Estas cifras le situaron como sexto mayor fabricante de vehículos del país asiático en el primer trimestre del año fiscal nipón, según los datos de la Asociación Nipona de Vendedores de Automóviles (JADA).

El incremento de sus ventas se debió principalmente al buen rendimiento de nuevos modelos como los turismos Mazda Demio (comercializado como Mazda2 fuera de Japón) y Mazda Axela (Mazda3) y del utilitario deportivo Mazda CX-3.

A pesar de esta evolución positiva, el beneficio neto de Mazda retrocedió “debido al efecto de la fluctuación de las divisas de mercados emergentes, y a los gastos de depreciación derivados de las operaciones en plantas en el extranjero”, explicó la compañía en un comunicado.

Mazda señaló que también se encuentra inmersa en un proceso de reforma estructural para aplicar a todos sus modelos la nueva tecnología Skyactiv, que incluye mejoras estructurales centradas en el motor y la transmisión.

En Estados Unidos, el principal mercado de Mazda, el fabricante nipón colocó 116.000 unidades, un 5,6 por ciento más interanual.

En segundo lugar se situó Japón, con 57.000 unidades y un llamativo incremento del 44 por ciento gracias al lanzamiento del minivehículo Demio y del deportivo Roadster.

En China, Mazda también vendió unos 57.000 vehículos, un 30,8 por ciento más que entre abril y julio de 2014.

En México, el fabricante nipón comercializó 54.000 unidades, lo que supone una cifra récord, mientras que en Europa vendió el mismo número de vehículos, un 3,5 por ciento menos interanual. (EFE)


Publicidad

Publicidad


Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad

LECTOR

Deja tu comentario