Activistas contra el racismo en Japón logran que evento anticoreano se cancele

Municipio de Kawasaki (foto Waka77)

El domingo un grupo de personas que rechazan la presencia de los coreanos en Japón intentó realizar un evento en la ciudad de Kawasaki. El acto, autorizado por el municipio, fue cancelado por la intervención de cientos de manifestantes antirracistas que impidieron el ingreso de gente al lugar donde estaba programado realizarse.


Publicidad

Kawasaki es hogar de una numerosa comunidad de residentes de origen coreano.

La red de ciudadanos de Kawasaki contra el discurso de odio acusó al organizador del evento de incitar y atizar los prejuicios y la discriminación contra los coreanos que residen en Japón, reveló Mainichi Shimbun.

Los antirracistas fueron preparados. Una hora antes del inicio del evento, ya estaban en el lugar para enfrentarse con los anticoreanos. Si bien lograron frustrarlo, uno de los manifestantes fue arrestado acusado de destrucción de propiedad por romper la pancarta de un racista.

El municipio de Kawasaki tiene la facultad de no otorgar permiso para la realización de un evento en instalaciones públicas que considere como promotor de discursos de odio. En este caso, sin embargo, autorizó que el acto se llevase a cabo porque no lo juzgó como tal.

Una de las personas impedidas de entrar fue el abogado Shinichi Tokunaga, quien dijo que existe la opinión de que la restricción del discurso de odio constituye una “grave violación de la libertad de expresión”.

El incidente del domingo se produjo dos años después de que entró en vigor en Japón una ley contra los discursos de odio, que sostiene que no se pueden tolerar el lenguaje o las acciones que fomenten la discriminación de extranjeros y sus descendientes o inciten a su expulsión.

La ley, sin embargo, no establece ninguna sanción concreta contra quienes no la cumplan. Desde que comenzó a aplicarse en junio de 2016 hasta abril de este año, la policía registró 82 manifestaciones consideradas como promotoras de discursos de odio. El año previo la cifra fue menor: 65.

La ley nació debido a manifestaciones racistas en ciudades como Tokio y Osaka, donde residen muchos coreanos, y en las que sus participantes pedían a gritos matar a los coreanos, entre otras cosas.

Las manifestaciones anticoreanas han empujado a las calles a muchos activistas contra el racismo.

Cerca de 500.000 personas de origen coreano residen en Japón. La mayoría de ellos son descendientes de coreanos que vinieron o fueron forzados a venir a Japón durante la ocupación de la península coreana por parte de los japoneses entre 1910 y 1945. (International Press)


Publicidad

Publicidad

Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad

1 Trackback / Pingback

  1. Retiran a jefe de sucursal del Servicio de Pensiones de Japón por racismo

Deja tu comentario