Abrir una oficina cerca de una escuela le cuesta la libertad a un yakuza

Líder de la banda más grande de Yamaguchi

TV Asahi

Cuando uno lee o escucha que han arrestado a un yakuza, imagina que fue por un asesinato o un acto de violencia, pero no por abrir una oficina cerca de un colegio, como le pasó a Makoto Suehiro.


Publicidad

El hombre de 75 años, líder de la banda Goda-ikka, dirigió entre noviembre y diciembre del año pasado una oficina en la ciudad de Shimonoseki, prefectura de Yamaguchi, situada a menos de 200 metros de una escuela de primaria, violando una ley local.

Suehiro y otros dos hombres fueron arrestados, informó Tokyo Reporter.

Los tres pueden enfrentar un castigo de hasta un año de cárcel y una multa de 500.000 yenes (4.420 dólares).

Goda-ikka cuenta con unos 230 miembros y es la banda yakuza más grande de Yamaguchi. (International Press)

 


Publicidad

Publicidad


Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad

LECTOR

Deja tu comentario