Delitos cometidos por soldados de EE. UU. en Okinawa caen a su mínimo histórico


Restringir consumo de alcohol, entre otras medidas, está funcionando


Publicidad


El número de delitos cometidos por personal militar de EE. UU. en Okinawa descendió a 32 en 2013, un mínimo histórico, informó Kyodo.

La cifra es la menor desde que en 1972 Japón recuperó el control de Okinawa. La caída con respecto a 2012 fue de 40 %.

El año pasado, la cantidad de daños a la propiedad y agresiones bajó a 11 (29 en 2012), mientras que no se reportó ningún asesinato (2 en 2012). Sin embargo, el número de robos aumentó de 12 a 15.

Las estadísticas, remarcó la policía okinawense, no solo incluyen a los soldados estadounidenses, sino también a sus parientes y a personal civil de las bases.

El significativo descenso se explica, según el gobierno de Japón, por las restricciones impuestas al personal militar de EE. UU., como la prohibición de ingerir alcohol fuera de las bases.

Entre 2004 y 2013 el número promedio de delitos cometidos por personal de las instalaciones militares fue de 56,4.

Okinawa alberga más de la mitad de los casi 48.000 soldados que EE.UU. mantiene en Japón.

La abundante presencia militar estadounidense incomoda a un gran sector de la población okinawense, que protesta por los delitos cometidos por los soldados de ese país o la contaminación sonora que provocan sus aviones militares. (ipcdigital)


Publicidad

Publicidad

Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad