Policía avispado impidió que una anciana fuera estafada en Japón

La anciana y el joven se encontraron en un estacionamiento (TBS)

 



Publicidad

Una mujer de 78 años recibe una llamada telefónica de un joven que asegura ser su nieto. El chico le dice que está en aprietos financieros y le pide dinero.

La anciana, que reside en la ciudad de Ichikawa, prefectura de Chiba, muerde el anzuelo y junta dos millones de yenes (18.551 dólares). En un estacionamiento situado cerca de una estación del Metro de Tokio, se encuentra con un hombre de 22 años para entregarle el dinero.

La mujer va a ser una más de las numerosas víctimas de delincuentes que llaman a ancianos para hacerse pasar por parientes con problemas de dinero y que, una vez que han conseguido engañarlos, suelen mandar a cómplices para recibir la plata.

Si la anciana de Ichikawa se salva de caer en la emboscada es gracias a un policía que la ve con el joven en el estacionamiento e intuye que se cocina una estafa.

El policía, Masato Tanaka, se aproxima al lugar, encara al joven (“oye, ¿qué estás haciendo?”), lo descoloca y logra desbaratar la estafa.

El incidente ocurrió el jueves pasado en la tarde, revela Tokyo Reporter. El tipo fue arrestado.

Tanaka contó que dos cosas atrajeron su atención: la diferencia de edad entre ambos y el hecho de que el hombre llevara un traje, algo inusual para una persona joven.

Hasta febrero, Tanaka fue jefe de la división contra el crimen organizado de una estación policial que ahora dirige. (International Press)

Publicidad
Publicidad

LECTOR

Deja tu comentario