Pareja condenada a cadena perpetua en Japón por muerte de niña será absuelta

Keiko Aoki y Tatsuhiro Boku

 


Publicidad

Pasaron 20 años en prisión por un incendio accidental

Keiko Aoki y Tatsuhiro Boku
Keiko Aoki y Tatsuhiro Boku

En 1995, una niña de 11 años murió por un incendio que se inició mientras se estaba bañando en su casa en Osaka.

La madre de la víctima, Keiko Aoki, y su pareja Tatsuhiro Boku, fueron acusados de asesinato y sentenciados a cadena perpetua. Supuestamente la habían asesinado para cobrar el dinero de su seguro de vida (15 millones de yenes / 138.000 dólares al tipo de cambio actual).

En octubre del año pasado, la pareja fue excarcelada después de que el Tribunal Superior de Osaka ordenó un nuevo juicio tras aceptar que no había evidencias sólidas que los incriminaran.

Los abogados defensores de Aoki y Boku realizaron una simulación que demostró que el incendio podría haberse iniciado accidentalmente. Además, lograron persuadir al tribunal de que la pareja se autoinculpó después de ser sometida a agresivos interrogatorios por parte de la policía.

El jueves, en una audiencia del nuevo juicio en el Tribunal de Distrito de Osaka, Boku declaró: “Yo no cometí el incendio y el asesinato. Soy completamente inocente”.

Boku, de 50 años, y Aoki, de 52, serán absueltos debido a que los fiscales decidieron no presentar cargos contra la pareja, informó la agencia Kyodo.

Está previsto que Boku sea oficialmente absuelto el 10 de agosto.

Aoki se presentará ante el tribunal el próximo lunes.

Aoki y Boku fueron detenidos en septiembre de 1995 supuestamente por haber provocado el incendio que acabó con la vida de la niña en julio. En 1999 fueron condenados por el Tribunal de Distrito de Osaka.

Sin embargo, la pareja nunca dejó de luchar por su inocencia y lograron que la justicia los liberara después de pasar 20 años en la cárcel.

Los abogados defensores alegaron que era imposible que Boku hubiera comenzado el fuego con un encendedor después de regar la escena del supuesto crimen con varios litros de gasolina como se decía en la confesión inicial.

El Tribunal Superior de Osaka dictaminó que el incendio en el garaje de la casa podría haber sido accidental, tomando como base los experimentos realizados.

Las simulaciones revelaron que si el incendio hubiese sido provocado, quien lo causó no habría podido escapar ileso del fuego. (International Press)

 


Publicidad

Publicidad


Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad

LECTOR

Deja tu comentario