Restaurante Sol de Oro, digno de Omotesando

Seco de Cordero a la Norteña de Sol de Oro

Cocina peruana de calidad que se refresca ahora con el chef Kenten Marín, que ha trabajado en el Astrid & Gastón.

Seco de Cordero a la Norteña de Sol de Oro

Publicidad

Después de probar y luchar para ganarse un espacio como restaurante de prestigio en Tokio, Sol de Oro ha logrado conectar con la línea del sabor y la originalidad de una cocina peruana llamada a ser el nuevo boom gastronómico en Japón.

El restaurante se ubica a 3 minutos de la estación de metro en Omotesando, considerado uno de los barrios comerciales más lujosos de Tokio donde se levantan las tiendas de marcas internacionales como Louis Vuitton, Prada, Gucci, Gap, Zara, Dior, entre otras.

La sobriedad de su arquitectura en fina madera enchapada contrasta con los alegres colores de manteles andinos en sus mesas, una pared en papel dorado como los típicos biombos japoneses y un techo rústico, que en realidad está sin acabar, han hecho del restaurante un espacio único, elegante y confortable.

Al fondo está una amplia cocina a la vista de todos y a su derecha el bar donde un pequeño y lindo alambique anuncia que en ese territorio hay pisco peruano.

Arquitectura de Sol de Oro

Allí ha desembarcado este mes el peruano Kenten Marín, chef que ha trabajado en el prestigioso Astrid & Gastón, restaurante del famoso chef Gastón Acurio y que está aquí para mostrar lo que sabe  en asesoría y cocina.

El impacto de la presencia de Kenten se ha sentido de inmediato sin apenas haber hecho dramáticos cambios en el menú y ha influido positivamente en la segunda de a bordo, la peruana Tamara Miyahira.

Esta semana, ambos ofrecieron un menú de sabor delicado y presentación lúdica, como un Tiradito de pescado con pétalos de flores que se comían con los ojos y un típico Lomo Saltado con suave carne de churrasco, cebolla roja crujiente y riquísimas papas crocantes.

La perfección estuvo en los Anticuchos de corazón, acaso uno de los mejores que se sirvan en Japón.

Anticuchos Sol de Oro

La sorpresa llegó en olla de cerámica. Seco de Cordero a la Norteña acompañado de yuca, una receta del chef ejecutivo de Sol de Oro, Hugo Kanashiro, y preparación de Tamara. En plato a parte vinieron los frejoles al mejor estilo tradicional y en otro el arroz aderezado.

El cordero fue manejado con maestría, digno de Omotesando. No quedó rastro del olor de una carne muy especial, lo que permitió saborearla con su aderezo de culantro, ají amarillo, ají panca, orégano y fino punto de sal. Sin temor a equivocarnos, un plato exquisito y sin igual.

Pero si de verdad queremos vivir una experiencia realmente apasionante hay que llamar a la mesa al barman del Sol de Oro. Es Luis Huaynas Peñafiel, miembro de la Cofradía de Catadores de Pisco del Perú e integrante del Consejo Regulador de la Denominación de Origen del Pisco.

El buen pisco expande su aroma y personalidad en la boca y provoca un calor arrullador que se extiende por la cara. No tiene porqué crear esa sensación de ardor en la garganta. Una correcta destilación lanza al mercado un producto que está hecho para ser disfrutado incluso como un coñac, puro, si se quiere, o en un cóctel que bajo ninguna mezcla impide que el pisco diluya su espíritu original.

Sweet Sayuri, cóctel de pisco y piña

Con las explicaciones y la entrega de trípticos de pisco en idioma japonés y español, iban saliendo de la mano del peruano Luis un pisco sour delicioso, un exclusivo cóctel de pisco y piña llamado Sweet Sayuri en honor a su novia, chots puros de uva Torontel y un espectacular Mosto Verde Italia que fueron acompañando toda la sucesión de platos en un maridaje perfecto.

El pisco estuvo presente hasta en la hora del postre. Hay Tiramisu y Helado de Lúcuma, Crema volteada y una Torta de chocolate como pocas, todas preparadas por Charo Kanashiro y que junto a todo el menú van a convertir a Sol de Oro en un lugar de perigrinaje gastronómico obligado en Japón. (Luis Álvarez/ipcdigital)

Vea el menú de Sol de Oro


Publicidad

Publicidad


Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad