Cuarenta y dos. Por Nancy Matsuda

Nancy Matsuda
Nancy Matsuda

Cuarenta y dos abriles. O mejor debería decir 42 julios. Así es, en este mes patrio, yo celebro también mi cumpleaños. Caramba, ya llegué a los 42! ni yo misma me lo creo.

Dicen que la edad es lo de menos, que todo depende de la actitud que le ponemos. Pero seamos sinceros, el organismo ya no funciona igual.
Y es que sí, cumplo CUARENTA Y DOS. Así es, en letras grandes y si es posible con lupa por favor. Ya entendieron?
 
Después de los 40 (unos más antes y otros un poco después) aunque tenga el espíritu veinteañero cada día veo menos. He decidido no esconder los años porque sino mañana ni yo misma recordaré mi propia edad. Y es que también estoy perdiendo un poco de memoria y ya van varias veces que ni recuerdo donde dejo las cosas.

¿A estas alturas de la vida y con pre-menopausia…prematura? La cuestion es que estoy tratando de informarme bien para hacer más llevadera la cosa. Sólo que mientras más leo más calores me sofocan.

¿Pre-menopausia? ¿Momento para deprimirse, andar histérica, de mal humor todo el día y renegando como loca? Caray, nooo…es el momento de reírse! (y es que soy bastante positiva). Aunque eso implique que antes, cuando reía, me dolía la barriga, y ahora me duelen los ovarios. Río con la felicidad de estar ingresando a un mundo que parecía tan extraño, aunque ya me han dicho que antes de reírse hay que hacer la respectiva visita al baño (ya me entienden muchas).
 
Ya vendrán las canas, aumentarán las arrugas, los dolores musculares y de muelas, tal vez subiré de peso, que eso es algo de lo que no me quejaré, y otras maravillas propias de la edad.
 
Por el momento, las primeras escaleras de la base cuatro las estoy subiendo con problemas de la vista. Bendita presbicia! Ya no puedo leer tranquila y de un salto bajarme del tren con el libro en mano. Por todos los santos! es imposible caminar con esos lente puestos, ya me pasó una vez que intenté bajar del tren por la puerta del lado que no se abre. Felizmente a mí todo me causa gracia y bajé del tren riéndome solita, los del tren también rieron, solo que ellos no bajaron de él.
 
Bueno, el Doc ya me dijo que tengo presbicia en un ojo y en el otro recién me está empezando. Madre mía! de razón últimamente la gente me mira…Vaya! pienso yo, no está mal para tener 42, eh?! Y es que como dicen, ante todo la actitud! así es que con óvulos o sin ellos, yo muy femenina voy haciendo ojitos y guiños por el camino. Pero que ojos para más coquetos! aunque lo cierto sea…que ya no veo! Pero me guardo el secreto.
Feliz mis 42!
 
by Nan

Publicidad

Publicidad




Descarga el App de Súper Tokio Radio


Te recomendamos

J POP
JAPÓNICA
J POP
J POP
Blogs de Japón

PRODUCTOS

Alimentos y Bebidas de Japón
Novedades de Japón
Alimentos y Bebidas de Japón

Turismo en Japón