Remezón en la justicia peruana por la operación “Valkiria V”, por Lily Céspedes  

Fiscal de la Nación del Perú, Patricia Benevides. (Foto Andina)

Un fuerte remezón, en las más altas esferas del poder, dejó en el Perú la Operación ‘Valkiria V’ ejecutada en la madrugada del lunes 27 por la policía especializada en la División de Investigación de delitos de Alta Complejidad (DIVIAC) junto al Equipo Especial de Fiscales contra la Corrupción del Poder a cargo de la fiscal Marita Barreto, al detener y allanar la vivienda de Javier Villanueva Barreto, asesor principal de la Fiscal de la Nación Patricia Benavides, y de otros dos personajes, Abel Hurtado Espinoza y Miguel Ángel Girado Isidro, además de varias sedes del Ministerio Público.

Patricia Benavides es investigada por el Equipo Especial por liderar una organización criminal y por tráfico de influencias. Se la sindica por haber influenciado en la remoción de la Junta Nacional de Justicia, en la elección del actual Defensor del Pueblo, Josué Gutiérrez, y la inhabilitación de la ex Fiscal de la Nación, Zoraida Ávalos. Todo esto comprando votos nada menos que a 40 congresistas de la República de casi todas las bancadas, no con dinero, sino a cambio de archivar sus casos en la fiscalía por favores políticos que la beneficien, utilizando para ello a su asesor, Villanueva Barreto.

Pero ¿qué pasó para que Patricia Benavides, la abanderada de la democracia peruana, tras su papel de ‘heroína’ en la caída del expresidente Pedro Castillo, ahora esté involucrada en tremendo escándalo?

Simultáneamente al desarrollo de ‘Valkiria V’ se difundió una serie de chats y audios donde el asesor de la Fiscal de la Nación es el protagonista de una serie de conversaciones que revelan los entretelones de los acuerdos a los que va llegando con las bancadas influyentes en el Congreso. Un Poder negociando las decisiones de otro Poder para su beneficio.

Pero ¿qué pasó para que Patricia Benavides, la abanderada de la democracia peruana, tras su papel de ‘heroína’ en la caída del expresidente Pedro Castillo, ahora esté involucrada en tremendo escándalo? Los primeros resultados de la investigación del Equipo Especial señalarían que tenía intereses ajenos a la justicia.

Mientras ‘Valkiria V’ cumplía su trabajo, la Fiscal de la Nación se reunió desde la noche anterior en su despacho, junto a su asesor principal Javier Villanueva y su entorno más cercano de fiscales y personal de confianza del Ministerio Público, enterados de lo que venía, para formar la resolución ministerial del cese de la fiscal que la investigaba, Marita Barreto.

Pero no todo quedó ahí, sino que, en un arrebato, la fiscal Benavides no tuvo mejor idea que involucrar a otro poder del Estado, el Ejecutivo, al presentar una denuncia constitucional contra la presidenta Dina Boluarte, y el presidente del Consejo de Ministros, Alberto Otárola, entre otros funcionarios, por las muertes ocurridas el año pasado en los enfrentamientos con la policía durante el estado de emergencia.

Es decir, “no caigo sola, arraso con todo”. Implicancias graves que deberá asumir la Fiscal de la Nación y que ya está en proceso pues la Junta Nacional de Justicia, deberá resolver su actuación en el más breve plazo.

La fiscal Marita Barreto era la coordinadora del Equipo Especial, tenía a su cargo la investigación de los presuntos actos de corrupción del entorno del expresidente Pedro Castillo, llevaba también los casos como Provias Descentralizado – Puente Tarata, Petroperú, del MTC y era Fiscal Superior Provisional en el distrito de Lima Centro.

Barreto no se ha quedado con los brazos cruzados ante su destitución. Según su abogado Luciano López, presentará una medida cautelar de protección para ella y el Equipo Especial ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos y también un amparo ante la Junta Nacional de Justicia.

Precisamente es este ente superior de la justicia que decidirá la suerte de ambas fiscales. Por lo pronto, el Pleno de la Junta Nacional de Justicia decidió iniciar un proceso disciplinario celerísimo contra Patricia Benavides porque ‘existe evidencia suficiente’ de una conducta notoriamente irregular, señala un comunicado difundido en las redes sociales (Twitter).

Según los especialistas, mientras dure el proceso la Junta Nacional de Justicia podría suspender en el cargo de Fiscal de la Nación a Patricia Benavides hasta que se resuelva el caso que podría durar seis meses o más.

Pero no todo queda ahí. Benavides también deberá afrontar una denuncia constitucional interpuesta por la congresista Ruth Luque de Juntos por el Perú, por representar una amenaza al principio de separación de poderes.

Los rezagos de ‘Valkiria V’, se conocerán en los próximos días y semanas porque, aunque Marita Barreto tiene un fiscal que la reemplazará, Daniel Jara, el Equipo Especial continuará su trabajo elaborando más cuadernos con todo el material requisado durante los allanamientos y las declaraciones de los implicados, que se encuentran detenidos, que van ‘cantando’ su actuación.

 

(*) Lily Céspedes Guizado. Periodista independiente, productora, editora de libros. Ha trabajado en RPP y en el programa Panorama de Panamericana TV.

 

 

 

*International Press alienta al intercambio de ideas y reflexiones en sus páginas. Sin embargo, el periódico no necesariamente comparte las opiniones de los articulistas que las firman.

 

Suscríbete a International Press GRATIS

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a International Press y recibe nuestras noticias primero.

Únete a otros 35K suscriptores

BELLEZA

『PR』PATROCINADOS


Descarga el App de Súper Tokio Radio


AUTOMÓVIL