Una argentina y un japonés, campeones del Mundial de Tango

Axel Arakaki (foto Facebook)

Una pareja de bailarines integrada por un japonés y una argentina se consagró campeona del Mundial de Tango de Buenos Aires al vencer en la final de la categoría tango de escenario, especialidad que combina virtuosismo técnico y despliegue coreográfico al ritmo de “2×4”.


Publicidad

La peculiar pareja, que se lució bailando “La Cumparsita”, uno de los más célebres tangos, compitió en representación de la norteña provincia argentina de Santiago del Estero, por lo que el título quedó nuevamente en casa, aunque esta vez con un tinte muy especial.

Y es que uno de los componentes de la dupla que se consagró campeona en la última ronda de la competencia de tango de escenario celebrada en el estadio Luna Park, de Buenos Aires, ha nacido en Japón: Axel Arakaki, un bailarín que ya ha competido en anteriores ediciones del mundial y que esta vez hizo pareja con Agostina Tarchini, de Santiago del Estero.

“Nos conocimos hace diez meses en Japón. Yo me fui a trabajar sola y justo él volvía de competir acá en el Mundial. Se fue sin pareja de tango y me pidieron en la milonga en la cual él trabaja si podía improvisar unos tangos para darle la bienvenida a él”, contó Tarchini a los periodistas, apenas bajar del escenario donde se consagró campeona.

A partir de ese primer show en Japón, de ese primer abrazo tanguero, Tarchini y Arakaki se hicieron compañeros de baile y desde entonces no se separan.

“Somos una mezcla bastante particular”, reconoció la joven artista, quien se mostró “sorprendida” por el triunfo en esta competencia, para la que se prepararon con “mucho esfuerzo y mucho trabajo”.

Arakaki contó que nació en Japón y vive actualmente en ese país, aunque también tiene nacionalidad argentina y vivió un año en el país suramericano.

“Estamos casados artísticamente”, dijo Arakaki, quien alabó el tango como algo “muy lindo” y “emocionante” y reconoció el gran nivel de sus competidores en este mundial. (EFE)

 

Publicidad
Publicidad

LECTOR

Deja tu comentario