Bolsa de Tokio vuelve a subir tras el repunte bursátil mundial

Bolsa de Tokio

El sector que más gana es el de la alimentación

Bolsa de Tokio
Bolsa de Tokio

La Bolsa de Tokio volvió a subir el jueves más de un 1 por ciento en medio de un renovado optimismo generado por el repunte bursátil mundial en el que destacaron las ganancias récord en Wall Street.

El índice Nikkei de la Bolsa de Tokio cerró con una subida de 197,61 puntos, un 1,08 por ciento, y se situó en las 18.574,44 unidades.

El parqué tokiota abrió con fuertes ganancias después de que las acciones de Wall Street se dispararan, registrando la tercera mayor subida en puntos de la historia del índice de referencia neoyorkino.

Una euforia causada por las expectativas de una descongelación de los tipos de interés en EE.UU. y la decisión del banco central de China de volver a bajarlos para atajar las turbulencias bursátiles del país.

El selectivo Nikkei consiguió mantenerse durante el primer tramo de la negociación en consonancia con la subida del índice general de la Bolsa de Shanghái, que cerró con una fuerte avance del 5,34 por ciento.

Sin embargo, durante la tarde el índice referencial tokiota moderó sus ganancias ante la ausencia de señales de nuevas operaciones atractivas para los inversores.

El sector que cosechó las principales ganancias fue el de la alimentación, seguido por el de las aseguradoras y el de la construcción.

Así, las constructoras Shimizu y Obayashi avanzaron un 5,3 por ciento y un 4,9 por ciento, respectivamente.

La renovada confianza en la economía de China, principal socio comercial de Japón, llevó a los inversores a comprar maquinaria de construcción en compañías con fuertes lazos con su vecino asiático.

El fabricante de maquinaria Komatsu subió un 1,7 por ciento, mientras que su competidor Hitachi Construction Machinery avanzó un 0,9 por ciento.

Destacó además la subida del 8,1 por ciento del grupo Osaka Titanium Technologies tras anunciar que aumentará su producción de materiales de titanio para aviones en torno a un 80 por ciento antes de que finalice el presente año fiscal.

El volumen de negocio ascendió a 3,08 billones de yenes (25.638 millones de euros), por debajo de los 3,8 billones de yenes (31.656 millones de euros) de la víspera. (EFE)



Publicidad