Naruhito regresa muy satisfecho de su viaje a España

Relaciones bilaterales se han fortalecido tras su visita, dice



El príncipe Naruhito ha regresado muy satisfecho de su viaje a España, un país con el que Japón mantiene “una relación aún más estrecha y fuerte” tras su visita, señaló el heredero al trono imperial nipón.

Naruhito visitó España desde 10 al 15 de junio con motivo del año dual Japón-España, que conmemora cuatro siglos de relaciones, y ha publicado una nota a través de la Agencia de la Casa Imperial en la que resume su impresión del viaje, tras aterrizar este domingo en el país asiático.

“He podido confirmar que la relación amistosa con España es más estrecha y fuerte”, explicó el heredero al Trono del Crisantemo en el arranque del documento, en el que también aseguró que ambos países quieren “seguir atesorando esta amistad en el futuro”.

“Me ha impresionado el marcado interés y la compasión que se me ha transmitido (durante la visita) en relación a la recuperación tras el Gran Terremoto del Noreste de Japón” de marzo de 2011, destacó también el príncipe heredero en el breve comunicado.

El diario Asahi reveló hoy que el pasado sábado, cuando el príncipe realizó un pequeño tramo del Camino de Santiago desde la parroquia de Sabugueria, Naruhito habló de su esposa, la princesa Masako.

“En varios momentos durante el viaje he pensado “¿Qué diría Masako si estuviera aquí?” y también que me hubiera gustado tener un recuerdo compartido de esta visita. Estoy deseoso de contarle todo el viaje”, aseguró Naruhito al ser preguntado por su esposa.

La princesa Masako, que padece una depresión por estrés desde 2003, no acompañó a su marido en este viaje, aunque sí asistió el pasado abril a la ceremonia de entronización de Guillermo y Máxima de Holanda celebrada en Amsterdam, su primera visita oficial al extranjero en 11 años.

Tras aterrizar ayer en el aeropuerto tokiota de Haneda, Naruhito fue recibido en su residencia del Palacio de Akasaka por una sonrientes Aiko -la hija de 11 de años de la pareja heredera- y Masako.

Durante su viaje a España, el primogénito del emperador, Akihito, visitó Madrid, donde asistió a un banquete ofrecido por el Príncipe Felipe, Salamanca, Santiago de Compostela y Sevilla.

En esta última provincia acudió a Coria del Río, pueblo donde se asentaron muchos integrantes de la llamada Embajada Keicho, la primera misión diplomática nipona que llegó a España en octubre de 1614. (EFE)

SUSCRÍBASE A INTERNATIONAL PRESS GRATIS!

Registre su correo electrónico para suscribirse y reciba diariamente las últimas noticias de Japón y servicio exclusivo de Último Minuto.


Publicidad

Publicidad




Descarga el App de Súper Tokio Radio


Te recomendamos

Curiosidades
JAPÓNICA
Curiosidades
Cultura
Agenda Cultural

PRODUCTOS

Alimentos y Bebidas de Japón
Novedades
Novedades

Turismo en Japón

PODCAST EN SPOTIFY