Rebajan nota de Sony y Panasonic al nivel de “bono basura”


Agencia Fitch resalta “debilidad competitiva” de las compañías japonesas


Publicidad

La agencia de medición de riesgos Fitch rebajó la nota de la deuda emitida por los fabricantes japoneses Sony y Panasonic al nivel de “bono basura”, por la debilidad en sus negocios en un contexto de creciente competencia y dificultades económicas globales.

En el caso de Sony, Fitch recortó la calificación en tres escalones (desde “BBB-” a “BB-“), mientras que en el de Panasonic la rebajó dos escalones (de “BBB-” a “BB”), lo que situó la deuda de ambos gigantes tecnológicas en el “grado especulativo” o bono basura.

Además, mantuvo la perspectiva negativa para las dos compañías, que en el último año han tenido que afrontar, entre otros factores, una creciente competencia de firmas como las surcoreanas Samsung y LG.

En lo que se refiere a Sony, Fitch cree que su recuperación será lenta “dada la pérdida de liderazgo tecnológico de la empresa en productos clave”, además de la elevada competencia, las difíciles condiciones económicas en los mercados desarrollados y la fortaleza del yen, que reduce su competitividad en el exterior.

La agencia considera que una eventual recuperación de Sony dependerá del éxito del plan de reorganización en el que la firma está inmersa, lo que “será un desafío dadas las circunstancias de la empresa”.

Fitch apunta a que la estrategia de negocio anunciada por Sony en abril para dejar atrás cuatro años de pérdidas es correcta, pero advierte de que su ejecución conlleva riesgos y la recuperación “podría retrasarse”.

Sony anunció el pasado abril una amplia reestructuración con el recorte de 10.000 empleos y el refuerzo de su división de electrónica, con acento en imagen digital, videojuegos y dispositivos móviles, sectores que, según Fitch, atraviesan un momento de debilidad.

Sobre Panasonic, que en 2011 sufrió una pérdida récord y espera cerrar el año fiscal 2012 también con números rojos, la agencia estadounidense afirmó que la rebaja de la nota refleja “la debilitada competitividad” del grupo en sus negocios clave, especialmente televisores y paneles.

Fitch señala que el perfil financiero de la compañía no tiene visos de mejorar a corto o medio plazo y, aunque va “en la dirección adecuada en sus esfuerzos de reestructuración”, éstos también conllevan riesgos en su ejecución.

La agencia recuerda también el impacto que las dificultades económicas en Japón y el extranjero tiene en la demanda de productos de Panasonic, a lo que se suma la persistente competencia de precios en un contexto de yen fuerte. (EFE)


Publicidad

Publicidad

Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad