Beto Akatsuka: Mis anécdotas, del profesor Hohberg a mi hermano Maruyama

Beto Akatsuka con la Selección Juvenil Peruana.

 


Hola, espero hayan pasado unas felices fiestas navideñas en la medida de las posibilidades, lo digo por la situación mundial por el COVID-19 ya que en muchas partes del mundo se restringieron las salidas durante estas celebraciones.

Estaba pensando varios temas para escribir esta semana, pero al final preferí algo más “fresh”, más fresco y alegre, como para terminar con una sonrisa el año y qué mejor que algunas anécdotas que ocurrieron en el fútbol (algunas mías, como también de otros). Empezaré contando anécdotas en las que estuve presente.

EN EL AEROPUERTO “JORGE CHÁVEZ”

En aquella época militaba en el Deportivo Municipal y estaba en el aeropuerto Jorge Chávez de Lima esperando el vuelo para ir a jugar a provincia. Recuerdo claramente que los jugadores conversábamos en grupo en la Sala de Espera cuando se acercó el profesor Juan Eduardo Hohberg, el entrenador uruguayo, famoso en sus tiempos de futbolista y hombre de temperamento. Justo en esos momentos veíamos despegar un enorme Jumbo 747 y el profe, dirigiéndose al grupo, pero sutilmente hacia Enrique Bravo y a mí, que éramos los arqueros del equipo, comenzó diciendo: “no les parece increíble que tremendo mastodonte de metal, que pesa toneladas, pueda volar”. A lo que, siguiendo la conversación, Enrique y yo contestamos dándole la razón, sin intuir lo que venía: “si profe, de verdad que es increíble que esa mole vuele”. Fue ahí que el profe nos lanzó una frase “motivacional” de sorna memorable: “carajo, da que pensar que si eso se eleva nuestros arqueros no vuelen ni mierda”.  Hubo un estallido de risas y carcajadas del resto del plantel. La hizo bonita el profe.

EL CABEZAZO DE FIDEL

En otra oportunidad estaba ya jugando para el AELU cuando nos tocó enfrentar de visita a La Joya de Chancay. Recuerdo que fue un partido bastante intenso y que logramos ganar por la mínima diferencia luchando hasta el último minuto. La Joya en su afán de igualar el marcador se vino con todo hacia nuestro arco y en una jugada al borde del área, Percy Maldonado, un marcador de punta poseedor de un remate de potencia terrible, le pegó “un fierrazo” directo al arco. Creo que pudo haber tenido destino de gol de no ser por nuestro compañero Fidel Castro que se interpuso con un soberbio cabezazo para desviar el balón. Recuerdo que se tomó la cabeza y todos corrimos a agradecerle, a palmearle la espalda porque literalmente era uno de los héroes del partido. Al final, y con la alegría de haber ganado, me acerqué a Fidel y le dije: “bien Fidel!!”. Lo que no espere fue su respuesta: “qué bien ni que ocho cuartos, todos me decían bien Fidel, grande Fidel y no saben que la verdad es que fue tan fuerte el remate y rápida la jugada, que no me dio tiempo para agacharme”. No me lo dijo en broma porque aún se tocaba la cabeza y hablaba en serio. Pero a costa de su dolor y suerte de que no le hayan arrancado la cabeza no hemos reído del episodio por un buen tiempo.

EL SHORT NEGRO                              

Una anécdota divertida con Guty Gutiérrez y Sergio Salazar, grandes jugadores y mejores amigos. Fuimos convocados a la Selección Juvenil para el Sudamericano Sub20 de Paraguay y compartí el cuarto con ambos. Sergio era el segundo arquero de aquella selección y justo en el penúltimo partido salí expulsado. Lógicamente para el siguiente juego Sergio sería el titular. En ese tiempo el uniforme de arquero de la Selección era con el short blanco con rayas rojas a los lados, como el de los jugadores, aunque yo particularmente siempre llevaba mi short negro para jugar los partidos oficiales y que se veía mejor (a mi parecer). La cosa fue que para el último partido, Sergio se me acerca y me dice: “Chino, me prestas tu short?” Claro que acepté: “por supuesto, si quieres úsalo, normal”. Guty se ganó con esa conversación y comenzó a regar lo acontecido haciendo chacota sobre el fin de la suplencia de Sergio: “saben que el ‘Grandazo’ (así le decíamos a Sergio que era el más alto del plantel) tenía tan poca confianza en que iba a jugar que no trajo ni short. Ha tenido que pedírselo prestado al Chino … jajaja”.

EL ALEX, EL MARCADOR

Una vez en el entrenamiento del AELU, cuando era dirigido por el profesor Diego Agurto, íbamos a realizar un partido de práctica, y recuerdo claramente que cuando estaba formando los equipos, le dijo al más carismático y querido de los nikkei que integraba el equipo, me refiero a mi hermano. Álex Maruyama: “Álex, puedes hacerla de marcador?”, y él por supuesto, siempre presto para demostrar que podía jugar en cualquier posición, respondió: “claro profesor”, a lo que el profe le dio la siguiente indicación: “entonces agarra el coche de tiza y márcate la cancha” …. jajaja, nos reímos a carcajadas. Alex tampoco lo tomo a mal y se mataba de risa diciendo: “…’ta que, me cagó el profe”.

Estas son solo algunas de mis anécdotas de futbolista. Ya vienen más dependiendo de la acogida que tengan entre ustedes. Ah!!, antes de despedirme solo una cosa, y se los deseo de corazón, FELIZ AÑO 2021.

(*) Beto Akatsuka, Ex jugador profesional de fútbol, dos veces seleccionado juvenil de su país y bachiller de CC.CC (U.P.S.M.P). Radicado en Japón desde 1993.

SUSCRÍBASE A INTERNATIONAL PRESS GRATIS!

Registre su correo electrónico para suscribirse y reciba diariamente las últimas noticias de Japón y servicio exclusivo de Último Minuto.




Publicidad

Publicidad





Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad

Te recomendamos

Cine
JAPÓNICA
JAPÓNICA
Cine
JAPÓNICA

PRODUCTOS

Novedades
Novedades
Productos de Japón

Turismo en Japón

LECTOR