Japón debe invertir más en robots e inteligencia artificial para enfrentar la escasez de trabajadores

Robot Pepper (foto SoftBank)

Japón prevé abrir más sus puertas a los trabajadores extranjeros para mitigar la escasez de mano de obra que sufre. No es, sin embargo, la única vía que baraja para lidiar con el problema.


Publicidad

El gobierno de Japón ha publicado un informe en el que aboga por una mayor inversión en tecnología para compensar el declive de la mano de obra y sostener el crecimiento económico del país, revela la agencia Kyodo.

Donde dice tecnología, debe leerse robots, inteligencia artificial e internet de las cosas.

El informe destaca la solidez de la economía japonesa después de haber haber disfrutado de una recuperación moderada durante los últimos cinco años y medio bajo las políticas del primer ministro Shinzo Abe.

Las ganancias de las empresas están en niveles récord. Ademas, las condiciones laborales y los ingresos están mejorando. El aumento de los ingresos está llevando a una expansión en el consumo y la inversión, “mostrando que un ‘ciclo económico virtuoso’ comienza a afianzarse”, dice el reporte.

Eso, el lado bueno. El malo es que Japón está sufriendo la peor escasez de mano de obra en 25 años. El problema podría afectar las ganancias de algunos sectores, como los de transporte y construcción.

Aunque el sector robótico nipón es líder a nivel mundial, el informe hace hincapié en que Japón se está quedando rezagado en otros campos. Por ejemplo, solo un 20 % de las empresas japonesas utilizan internet de las cosas, muy lejos del más de 40 % de sus pares estadounidenses, y el uso de la inteligencia artificial se limita principalmente al sector financiero y algunas compañías manufactureras.

El informe sostiene que es fundamental invertir en el desarrollo de recursos humanos.

Por ello, se enfatiza la necesidad de que Japón aproveche mejor a su decreciente población formando a más trabajadores expertos en tecnología. La proporción de estos en el mercado laboral nipón es mucho menor que en otros países como Reino Unido y Francia.

Por último, el informe describe un futuro en el que los accidentes de tráfico disminuirán gracias a los coches que se conducen solos, la traducción automática eliminará las barreras de idioma y las personas recibirán atención médica a distancia. (International Press)

Publicidad


Publicidad

LECTOR

Deja tu comentario