Ruido de vecinos o grafitis: llamadas injustificadas a la policía en Japón

 

La policía existe para proteger y servir a la gente, pero eso no significa que haya que llamarla por cualquier cosa. Si llamamos a la policía por un asunto que no es urgente o importante, podemos perjudicar a alguien que sí la necesita de verdad.

La policía de Japón reveló que el año pasado recibió un número récord de consultas sobre problemas que no requerían una respuesta urgente, informó la agencia Kyodo.

¿La cifra? 2,08 millones, un 50 % más que en 2008.

El aumento podría ser el reflejo de la pérdida de lazos comunitarios que tradicionalmente han lidiado con los problemas locales, según la policía. Por ejemplo, hay gente que llama para quejarse de que sus vecinos hacen ruido, algo que se podría resolver sin recurrir a la policía si hubiera una estrecha vida de comunidad (asociación de vecinos o algo así).

La policía registró 240.956 consultas por ruido u otros problemas relacionados con vecinos, hogares y lugares de trabajo, un aumento del 70 % con respecto a 2008.

Las quejas por grafitis u otros asuntos que alteran el orden público ascendieron a 128.258, más que duplicando la cifra de 2008.

Asimismo, se reportó un fuerte aumento, 2,8 veces más, de casos de violencia doméstica: 71.579.

Por otro lado, hubo 261.936 consultas sobre posibles delitos (fraude, por ejemplo). (International Press)

Suscríbete a International Press GRATIS

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a International Press y recibe nuestras noticias primero.

Únete a otros 35K suscriptores

BELLEZA

『PR』PATROCINADOS


Descarga el App de Súper Tokio Radio


AUTOMÓVIL

Be the first to comment

Deja un comentario