Escuela en Japón mintió doblemente para ocultar suicidio de estudiante



Publicidad

Naoko Nakashima tenía 15 años cuando se suicidó en noviembre de 2015. La menor, al parecer, era víctima de ijime.

Además del dolor de perder a su hija, los padres de Naoko han tenido que lidiar con el vergonzoso proceder de la escuela en la ciudad de Toride, prefectura de Ibaraki, donde ella estudiaba.

La escuela no solo ocultó que Naoko murió por suicidio, sino que además dijo que lo hizo por deseo de los padres, algo que estos han negado, según Mainichi Shimbun. Es decir, mintió dos veces.

Cómplice de la escuela es la junta educativa de Toride, que sostuvo la misma versión. Se decidió ocultar la verdad, según el colegio, “en consideración a los otros estudiantes de tercer año de secundaria de la escuela” que se estaban preparando para los exámenes de ingreso.

Según documentos oficiales, el subdirector de la escuela visitó a los padres de la menor después de su muerte para que aceptaran hacer pública la versión de que su hija murió por un accidente con el fin de que el incidente no afecte a los estudiantes.

El subdirector se comprometió a investigar a fondo el caso a pedido de la madre, que le dijo que no quería la muerte de su hija fuera en vano.

Así las cosas, a los estudiantes se les ocultó el suicidio de Naoko. Y la investigación prometida consistió en enviar cuestionarios a los alumnos para que los llenaran. La “investigación” concluyó que no se había podido probar que la suicida hubiera sido víctima de ijime.

El padre de Naoko fue claro al afirmar, en entrevista concedida a Mainichi, que él jamás dijo que quería ocultar su suicidio. Además, piensa que la escuela utilizó a los otros estudiantes como “una excusa para protegerse a sí misma”.

El subdirector del colegio y la junta educativa de Toride no aceptaron ser entrevistados. (International Press)


Publicidad

Publicidad

Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad

LECTOR

Deja tu comentario