Ventas de autos japoneses en China aumentan por primera vez en cinco meses

Mejoran rendimientos de Nissan, Honda y Toyota

Tras varios meses de caídas, las ventas de automóviles de marcas japonesas en China han aumentado en enero por primera vez desde septiembre, cuando la disputa por la soberanía de las islas Diaoyu/Senkaku provocó una importante hostilidad hacia lo japonés en el mercado chino.

Después de cinco meses de rechazo de parte de los consumidores chinos hacia las marcas niponas, que ha remitido lentamente mes a mes, la situación parece haberse revertido de pronto, entre diciembre y enero, para las tres principales firmas japonesas: Nissan, Honda y Toyota, que publicaron sus ventas de enero.

En apariencia, todas pasaron de fuertes caídas en diciembre a un importante aumento interanual el mes pasado, pero el resultado puede ser en parte engañoso, ya que en 2012 el Año Nuevo Lunar chino ocurrió en enero, lo que supuso que fue en ese mes cuando se produjo el año pasado el habitual parón vacacional que suele paralizar las ventas durante más de una semana.

De esta manera, con las vacaciones de este año en febrero, a partir del próximo fin de semana, probablemente no será posible confirmar si las marcas japonesas se han recuperado completamente hasta que se puedan comparar, en abril próximo, sus cifras de ventas de marzo con las del marzo de 2012.

En todo caso, los resultados registrados ahora son alentadores para las tres multinacionales niponas.

Nissan, la más afectada de las tres grandes marcas japonesas, aumentó sus ventas en China un 22,2 por ciento interanual en enero, hasta las 115.700 unidades.

La cifra supone una gran mejora para la compañía, que en diciembre pasado vio caer sus ventas un 24 por ciento interanual, hasta 90.400 unidades.

Toyota registró un aumento de sus ventas de un 23,5 por ciento en enero, hasta 72.500 unidades, cuando en diciembre habían caído un 15,9 por ciento interanual, con 90.800 unidades ese mes.

Honda vio aumentar sus ventas un 22 por ciento en enero, hasta 47.248 unidades, después de haber caído igualmente sus ventas un 19,2 por ciento en diciembre pasado, con 63.264 unidades.

Las firmas niponas empezaron a remontar en los últimos meses gracias a importantes descuentos e incentivos a la compra para combatir el sentimiento antijaponés, aunque de todas formas las tres registraron pérdidas en sus cifras anuales.

Así, durante 2012, las ventas anuales de Nissan en China cayeron un 5,3 por ciento, hasta 1,18 millones de unidades, las de Honda cayeron un 3,1 por ciento, hasta 598.577 unidades, y las de Toyota se hundieron otro 4,9 por ciento, hasta las 840.000 unidades, lo que movió a la firma a reducir su objetivo para 2013 hasta las 900.000.

Según la Asociación de Fabricantes de Automóviles de China, debido a este sentimiento antijaponés entre los consumidores chinos, la cuota de ese mercado que ocupan las marcas niponas equivalía en diciembre pasado a cerca de un 17 por ciento del total, por debajo del 19 por ciento que acaparaban hasta finales de agosto. (EFE)

Suscríbete a International Press GRATIS

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a International Press y recibe nuestras noticias primero.

Únete a otros 35K suscriptores

BELLEZA

『PR』PATROCINADOS


Descarga el App de Súper Tokio Radio


AUTOMÓVIL