Corea del Sur combate una plaga de chinches… temen que se extienda a Japón

Imagen sobre los chinches divulgada por las autoridades surcoreanas.

Las autoridades de salud de Corea del Sur han emprendido una lucha contra una plaga de chinches (tokojirami) que llegan a medir hasta 1 cm de largo. Estos insectos se esconden de día en los pliegues de camas o sillones y atacan por la noche. Su picadura causa un escozor tan intenso que impide dormir.

En Japón se ha advertido que estos insectos podrían haber entrado al país en el equipaje de los viajeros o en cajas de correo internacional.

El gobierno surcoreano ha emprendido una campaña nacional para erradicar lo que la población llama «Bindemic», un neologismo creado con las palabras «Binde» (chinche) y «pandemia» y que refleja la magnitud del problema.

En la concurrida zona de Myeong-dong en Seúl, popular entre los turistas japoneses, se ven vehículos de empresas de control de plagas desplazándose para trabajar en viviendas y sitios públicos como el servicio de trenes de pasajeros.

«La población surcoreana está literalmente aterrada y lleva consigo spray desinfectante por temor a que los insectos se adhieran a ellos en cualquier lugar público», dijo un reporte de la cadena japonesa Fuji TV. «En las casas se aplican muchas acciones de desinfección y profunda limpieza de camas y muebles».

El «Bindemic» también está ocurriendo en Europa. En Francia, donde se celebrarán los Juegos Olímpicos en 2024, se reportó una plaga de chinches en septiembre pasado en el transporte público y cines, llevando al gobierno a tomar medidas de erradicación.

 

Un terminal de transporte aéreo es desinfectado en Seúl.

LOS CHINCHES TAMBIÉN VIAJAN

Estos insectos, que normalmente miden de 5 a 7 mm, pueden viajar ocultos en el equipaje de los turistas locales o internacionales.

En hoteles de Seúl, con alta afluencia de turistas japoneses, se están tomando medidas rigurosas contra las chinches y como prueba se muestran certificados de limpieza en las habitaciones. Los turistas japoneses en Corea están llevando consigo cremas para picaduras de insectos y sábanas antiácaros.

PREOCUPACIÓN EN JAPÓN

En Japón, la preocupación crece en las redes sociales con comentarios como: «Compro cosméticos de Corea y temo que las cajas contengan insectos» o «Hay rebajas, pero tengo miedo de las chinches».

Ante la cercanía de los viajes de fin de año, los japoneses expresan su temor: «Dudamos en comprar los boletos de avión. Si los chinches llegan a Japón, sería aterrador. Estamos buscando hoteles bien limpios».

Los expertos aconsejan que al viajar a Corea, es preferible no colocar el equipaje directamente en el suelo o en la cama del hotel, sino sobre una mesa.

También se sugiere poner el equipaje en bolsas de plástico con cierre, como las bolsas de compresión para edredones, para evitar que las chinches se cuelen en las maletas.

Yasutaka Yamada, investigador del Museo de Humanidad y Naturaleza de Hyogo, declaró a la televisión que debido al gran flujo de turistas entre ambos países, los «chinches podrían estar extendiéndose por Japón… no sería extraño que se convierta en un problema en cualquier momento». (RI/IP/FJ/)

Suscríbete a International Press GRATIS

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a International Press y recibe nuestras noticias primero.

Únete a otros 35K suscriptores

BELLEZA

『PR』PATROCINADOS


Descarga el App de Súper Tokio Radio


AUTOMÓVIL