Acusan al gobierno japonés de “tacaño” por cobrarle a la gente que evacuó de Israel

Fumio Kishida, muy criticado. (foto Kantei)

 

El sábado, un avión fletado por el gobierno de Japón partió de Israel con destino a Dubái con ocho japoneses a bordo.

La bajísima cifra sorprendió al Ministerio de Asuntos Exteriores de Japón, que antes del viaje había realizado un sondeo según el cual más de cien japoneses en Israel querían salir del país en el vuelo chárter.

¿Qué pasó?

Mainichi Shimbun revela que luego de que los medios informaron de que el gobierno japonés cobró 30.000 yenes (200 dólares) a cada uno de los ocho evacuados, los usuarios acudieron a las redes sociales para atacarlo.

Algunos tacharon al gobierno de “demasiado tacaño”.

Hubo gente que criticó que el destino fuera Dubái.

Asimismo, se hizo hincapié en el contraste entre el comportamiento de los gobiernos de Japón y Corea del Sur.

Mientras Japón cobró, Corea del Sur evacuó el mismo sábado a 51 ciudadanos japoneses de Israel en un avión de transporte militar de forma gratuita.

Kenta Izumi, líder del Partido Democrático Constitucional de Japón, escribió en X: “Un avión fletado por el gobierno japonés llegó a Dubái con ocho japoneses a bordo pagando una tarifa. El avión de transporte del gobierno de Corea del Sur transportó no solo a surcoreanos sino también a 51 japoneses y llegó a Corea del Sur, y gratis”.

El Ministerio de Asuntos Exteriores explicó que la demanda de aviones chárter en el Medio Oriente está aumentando y que la situación cambia de un momento a otro. Se tomó la decisión de volar a Dubái debido a que se priorizó que fuera un vuelo temprano.

Cuando se hizo el sondeo para averiguar cuántos japoneses querían salir de Israel, no se especificó el destino.

“El propósito de evacuar a los ciudadanos japoneses es sacarlos del país, no traerlos de regreso a Japón, y estamos contentos de haberlo hecho incluso con ocho personas”, explicó un funcionario.

Con respecto al cobro, el gobierno de Japón, en principio, establece que los evacuados deben asumir sus propios gastos si los vuelos comerciales todavía están en funcionamiento, con el fin de que haya equidad con los japoneses que toman aviones comerciales, explica Mainichi.

Estados Unidos y Reino Unido, entre otros países, tienen la misma política.

Si bien el tráfico en el aeropuerto de Tel Aviv ha disminuido aproximadamente un 40 % , siguen llegando y saliendo aviones.

Japón hace excepciones en una situación extrema (una guerra, por ejemplo) y cuando no hay medios de transporte para que sus ciudadanos salgan.

En 1990, cuando Irak invadió Kuwait, el gobierno japonés evacuó a ciudadanos japoneses de Irak en aviones fletados cuyos gastos cubrió íntegramente. (International Press)

Suscríbete a International Press GRATIS

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a International Press y recibe nuestras noticias primero.

Únete a otros 35K suscriptores

BELLEZA

『PR』PATROCINADOS


Descarga el App de Súper Tokio Radio


AUTOMÓVIL