Dina Boluarte, la primera mujer en asumir la presidencia de Perú

Dina Boluarte (Andina)

“Rechazo la decisión de Pedro Castillo de perpetrar el quiebre del orden constitucional con el cierre del Congreso. Se trata de un golpe de Estado que agrava la crisis política e institucional que la sociedad peruana tendrá que superar con estricto apego a la ley”.

A la 1:10 de la tarde, Dina Boluarte expresó en Twitter su rotunda negativa a secundar el golpe de Estado de Castillo, sumándose al coro unánime de rechazo a la medida en Perú.

Abogada de profesión, Boluarte, de 60 años, se convirtió a las 3:54 de la tarde del 7 de diciembre en la primer mujer en ocupar la presidencia de Perú al tomar juramento en el Congreso de la República.

En su primer discurso como presidenta, puso énfasis en su condición de “ciudadana y madre peruana” y la “alta responsabilidad” que la historia ha puesto sobre sus hombros.

Boluarte se ganó los primeros aplausos de los parlamentarios cuando expresó su intención de “convocar a la más amplia unidad de todas y todos los peruanos”.

“Nos corresponde conversar, dialogar, ponernos de acuerdo, algo tan sencillo como impracticable en los últimos meses”, añadió la presidenta.

Tras tender un puente a todas las fuerzas políticas, Boluarte solicitó una “tregua política” para instalar un gobierno de unidad nacional, “un tiempo valioso para rescatar a nuestro país del corrupción y el desgobierno”.

La flamante presidenta se refirió a la corrupción como un “cáncer que se debe extirpar del país”.

Boluarte anunció un “gabinete de todas las sangres”, con representantes de todas las fuerzas democráticas, “para sacar a nuestra patria adelante”.

Nacida en el departamento de Apurímac, la presidenta fue funcionaria del Registro Nacional de Identificación y Estado Civil, antes de acompañar a Castillo como parte de su plancha presidencial en las elecciones generales de 2021.

Boluarte fue ministra de Desarrollo e Inclusión Social desde el inicio del gobierno de Castillo, el 28 de julio de 2021, hasta el 25 de noviembre de 2022.

EL GOLPE FALLIDO

Antes de que me boten, yo los boto. Eso debió de haber pensado el expresidente de Perú, Pedro Castillo cuando decidió disolver el Congreso el mismo día en que se iba a votar una moción de vacancia para echarlo de la presidencia.

Acorralado por graves acusaciones de corrupción, Castillo creyó probablemente que la magrísima popularidad del Parlamento, peor que la suya, jugaría a su favor.

Sin embargo, su anuncio fue rechazado por todos los sectores políticos, incluyendo a sus ministros, quienes uno a uno fueron renunciando a sus cargos.

La certeza de que el golpe fracasaría llegó cuando las fuerzas armadas y policiales de Perú se pronunciaron en defensa del orden constitucional. Huérfano de apoyo, Castillo abandonó Palacio de Gobierno con su familia, pero no llegó lejos. La policía lo detuvo antes de que pudiera huir. (International Press)

Suscríbete a International Press GRATIS

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a International Press y recibe nuestras noticias primero.

Únete a otros 36.479 suscriptores

Descarga el App de Súper Tokio Radio