Director de kínder en Japón pide perdón a la familia de la niña que murió y dice que renunciará

El vehículo donde la niña que murió en Shizuoka estuvo encerrada más de 5 horas.

 

“Ofrezco mis más sinceras disculpas a la niña y su familia”. Con estas palabras, Tatsuyoshi Masuda, director de un kínder en la prefectura de Shizuoka, expresó su pesar por la muerte de China Kawamoto.

China, de 3 años, murió de un golpe de calor después de haber estado encerrada en un autobús escolar más de 5 horas el lunes pasado.

Masuda, de 73 años, anunció durante una conferencia de prensa que renunciará a la dirección de la escuela después de que se elija a su sucesor, informó Jiji Press.

El día de la tragedia, Masuda condujo el autobús debido a que el chofer avisó de su ausencia con poca anticipación y no se pudo encontrar a un sustituto.

El vehículo llegó al jardín de infancia alrededor de las 8:50 a. m. con seis niños, entre ellos China, y una trabajadora del kínder.

Más de 5 horas después, a las 2:10 p. m., China fue hallada inconsciente dentro del autobús.

El director y la trabajadora no se percataron de que la niña no había descendido del vehículo.

“Cuando me bajé (del autobús), revisé la zona alrededor de la puerta desde el asiento del conductor, pero no pude ver la parte trasera del autobús”, admitió Masuda.

China estaba sentada en la quinta fila de la van. Cuando la hallaron inconsciente, estaba tendida al pie de un asiento de la tercera fila. Su ropa fue encontrada en un asiento más adelante, cerca de la puerta, revela la NHK.

La niña se movió dentro del vehículo cuando la temperatura subió.

China habría muerto alrededor del mediodía. Ese día la temperatura superó los 30 grados. (International Press)

Suscríbete a International Press GRATIS

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a International Press y recibe nuestras noticias primero.

Únete a otros 36.481 suscriptores

Descarga el App de Súper Tokio Radio