Hitachi recibe advertencia por emplear de manera irregular a aprendices extranjeros


Fábrica de trenes de Hitachi.

 


Publicidad

Por segunda vez en ocho meses, Hitachi vuelve a ser noticia por sus prácticas irregulares con respecto a los aprendices extranjeros.

En teoría, ellos deben desempeñar cierta clase de labores como parte de su capacitación en Japón.

Hitachi, sin embargo, no cumplió con lo que establece el programa de aprendices extranjeros y fue objeto una advertencia de las autoridades japonesas para que mejore sus prácticas laborales, informó Kyodo.

La Organización para la Capacitación de Aprendices Técnicos, una institución supervisora, realizó inspecciones en doce plantas de empresas del conglomerado nipón entre abril y septiembre del año pasado.

Además de pasantes que realizaban trabajos que no les correspondían, se hallaron casos de extranjeros que ganaban por debajo del salario mínimo legal.

Si Hitachi no mejora sus prácticas, el gobierno nipón podría excluirlo del programa de aprendices extranjeros. Ante la crónica escasez de mano de obra en Japón, muchas compañías dependen de los pasantes para funcionar.

El grupo japonés negó los pagos por debajo de lo que fija la ley y dijo que ya ha implementado medidas para revertir la situación e informado de ellas a la Organización para la Capacitación de Aprendices Técnicos.

En julio del año pasado, el Ministerio de Justicia y la mencionada organización inspeccionaron una fábrica de trenes de Hitachi en la prefectura de Yamaguchi, a raíz de denuncias recibidas sobre el empleo irregular de aprendices extranjeros en labores fuera del ámbito del programa de capacitación.

99 filipinos que trabajaban en la planta fueron despedidos el otoño pasado después que el gobierno de Japón decidió no aprobar sus programas de capacitación.

En diciembre, 26 de ellos consiguieron nuevos empleos en trabajos de soldadura. Los 73 restantes quedaron en el limbo. 46 tuvieron que volver a Filipinas. (International Press)


Publicidad

Publicidad

Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad

LECTOR

Deja tu comentario