Gobierno considera prohibir el castigo corporal a los hijos por parte de los padres

Mia Kurihara, niña que murió por los abusos de su padre.

El gobierno y la coalición gobernante han comenzado a considerar revisiones legales para prohibir el castigo corporal a los niños por parte de sus padres o tutores en un último intento por prevenir el abuso infantil en medio de casos recientes de muertes infantiles ocasionadas por los padres.


Publicidad

El gobierno primero tiene la intención de escribir una prohibición sobre el castigo corporal en la Ley de Prevención de Abuso Infantil durante la sesión actual de la Dieta, y posteriormente apuntará a eliminar del Código Civil el derecho de “disciplina” para los niños ejercida por la autoridad paterna.

El gobierno quiere seguir adelante con la revisión de la ley de prevención del abuso infantil primero porque cambiar el Código Civil requiere discusiones en el Consejo Legislativo y por lo tanto tomará tiempo.

Las discusiones sobre la prohibición del castigo corporal para prevenir el maltrato infantil han ocurrido en el pasado. En particular, la disposición del Código Civil sobre el “derecho a la disciplina” ha sido señalada como un factor que desalienta a los funcionarios del centro de consulta infantil de intervenir en casos de abuso enraizados en la “disciplina”.

El artículo 822 del Código Civil establece que una “persona que ejerce la autoridad parental puede disciplinar al niño en la medida necesaria para el cuidado y la educación”. El Ministerio de Justicia considera que los castigos corporales, como las palizas, deben ser “sustancialmente limitados”, aunque dice que “el sentido común de los tiempos” es la base del juicio. La Ley de Educación Escolar prohíbe claramente los castigos corporales por principios o maestros que no son tutores legales.

Sin embargo, las deliberaciones en el Consejo Legislativo en 2010 incluyeron opiniones contra la prohibición de los castigos corporales, incluidas algunas que decían que las personas podrían malinterpretar que no pueden disciplinar a sus hijos. Por lo tanto, la prohibición no se incorporó en las revisiones de 2016, aunque se discutió el tema.

Pero “disciplina” fue la razón citada para la violencia contra Mia Kurihara, de 10 años, de la ciudad de Noda, al este de Tokio, y Yua Funato, de 5 años, de la ciudad de Meguro, quienes murieron luego de un supuesto abuso de padres, lo que provocó un fuerte interés público en el tema. El Gobierno Metropolitano de Tokio ha decidido presentar un borrador de ordenanza que prohíba los castigos corporales y los abusos verbales contra los niños por parte de los tutores a la asamblea metropolitana, que se convocará el 20 de febrero. Si se aprueba, sería la primera ley local de este tipo en Japón.


Publicidad

Publicidad


Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad

LECTOR

Deja tu comentario