Bolsa de Tokio cae a su nivel más bajo desde enero por la debilidad de la economía china

También es afectada por quiebra de naviera japonesa


Publicidad

Bolsa de Tokio
La Bolsa de Tokio perdió el martes más de un 4 por ciento y cerró en su menor nivel desde enero, al verse lastrada por los nuevos datos negativos sobre la economía china y por la quiebra de la naviera nipona Daiichi Chuo Kisen.

El selectivo Nikkei cerró con una caída de 714,27 puntos, un 4,05 por ciento, y se situó en 16.930,84 unidades, mientras que el segundo indicador, el Topix, que agrupa a los valores de la primera sección, retrocedió 63,15 unidades, un 4,39 por ciento, hasta los 1.375,52 puntos.

Se trata del nivel más bajo del Nikkei desde el 16 de enero de este año, cuando cerró en 16.864,16 unidades.

Desde la apertura, el parqué tokiota mostró una clara tendencia descendente, en línea con los desplomes del lunes en la Bolsa de Nueva York, donde el Dow Jones, su principal indicador, cayó un 1,92 %.

Las principales plazas europeas también cerraron con pérdidas pronunciadas tras una jornada en la que volvió a instalarse la incertidumbre en los mercados por las dudas sobre la esperada subida de tipos de interés en Estados Unidos y por la debilidad de la economía china.

La desconfianza sobre el gigante asiático se vio alimentada por la publicación de los datos sobre los beneficios de las principales industrias de China, que cayeron un 8,8 % en agosto, lo que supone la tercera caída consecutiva.

Esta evolución “empeora de forma significativa” las perspectivas sobre la segunda economía mundial, señaló el analista Chihiro Ota, de SMBC Nikko Securities, en declaraciones a la agencia Kyodo.

En la segunda mitad de la sesión, la caída del Nikkei se aceleró y situó al índice referencial por debajo de la barrera de los 17.000 puntos, tras conocerse la quiebra de la naviera nipona Daiichi Chuo Kisen debido a la caída de la demanda de materias primas a nivel global.

La operadora de la Bolsa de Tokio suspendió la cotización de las acciones de la compañía tras conocerse su quiebra, pero esto no evitó que la noticia desencadenase notables pérdidas en el sector del transporte marítimo.

El gigante del sector Mitsui OSK Lines, accionista mayoritario de Daiichi Chuo Kisen, cayó el 7,4 por ciento, mientras que Nippon Yusen retrocedió un 6,8 y Kawasaki Kisen Kaisha, un 4,4 por ciento.

También destaca el desplome de la siderúrgica Kobe Steel (11,1 por ciento), tras anunciar en la víspera que rebaja a la mitad su previsión de beneficio neto para el año fiscal en curso, lo que también contagió a otros valores del sector del hierro y el acero. (EFE)


Publicidad

Publicidad


Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad