Trabajar con asbesto, disolventes, pesticidas, puede provocar cáncer de pulmón, estómago, riñon…

Ocupaciones peligrosas
Ocupaciones peligrosas

Raúl Ortega

Por Dr Raúl Ortega*

Podríamos afirmar religiosamente que en tiempo de crisis cualquier trabajo es sagrado y todo aquello que sirva para aumentar los frejoles debe ser bendecido y bienvenido. Pero, ¡cuidado!, existen ciertos trabajos que podrían aumentar el riesgo a desarrollar cáncer. Evaluemos siempre los riesgos, antes de decidirnos por un trabajo nuevo y “beneficioso”.

Cáncer
Está demostrado y señalado por la Organización Mundial de la Salud que la exposición crónica a sustancias químicas, como el asbesto, cromo, arsénico, cadmio, sílice y uranio, a pesticidas, isótopos radiactivos, rayos X, brea, disolventes y aceites, van a producir cáncer de pulmón, esófago, estómago, páncreas, riñón, colon y leucemia. Igualmente, aquellas personas expuestas al humo del tabaco, las radiaciones solares UVB/UVA y alcohol, pueden desarrollar cáncer de pulmón, piel e hígado respectivamente, y en mujeres, se asocia el licor con el cáncer de recto, mamas e hígado.

Ocupaciones
Los trabajadores con mayor riesgo de desarrollar cáncer son aquellos de plantas y residuos químicos, industria de la construcción, demoliciones de edificios, carreteras, pintores, industria textil, minería, curtiembres, vidrierías, galvanizados y cromados, mecánicos de frenos y transmisión, técnicos radiólogos. También agricultores que manipulan pesticidas y que están expuestos al sol, pescadores y ganaderos. Y los trabajadores de restaurantes y karaoke expuestos al humo de tabaco, o las damas de compañía que consumen licor diariamente.

Asbesto
Hay miles de productos que contienen asbesto, como materiales de construcción, tejas, cañerías, pastillas de embrague y frenos, etc. Las fibras llegan al pulmón de los trabajadores o vecinos de fábricas, y causan asbestosis, cáncer de pleura y pulmón que se desarrollan en 15 a 20 años.

Cromo
Se usa en galvanizados, cromados, tinturas, curtido de cuero, preservante de maderas, anticorrosivo. La inhalación del cromo VI produce hemorragias, irritación y perforación del tabique nasal. En la piel causa dermatitis y úlceras. Abortos y bebés con malformaciones en gestantes. Aumenta el riesgo de cáncer de pulmón.

Alcohol y Tábaco

Los fumadores pasivos ven aumentar su riesgo de cáncer de pulmón. Si el tabaco se acompaña de alcohol puede potenciar hasta 30 veces el riesgo de cáncer. El consumo crónico de alcohol se ha asociado al cáncer de hígado y páncreas. Un nuevo estudio en mujeres señala que una copa de licor por día aumenta el riesgo de cáncer de mama, recto e hígado, y si además son fumadoras, se incrementa el riesgo de cáncer de boca y garganta.

PREVISIONES

1) Los trabajadores de fábricas que manipulan productos químicos deben protegerse usando un traje especial de polietileno, botas de goma, lentes, casco, máscaras y guantes.
2) Luego de la jornada laboral deben lavarse las manos con agua y jabón desinfectante como mínimo 5 minutos.
3) Nunca lleve a lavar la ropa del trabajo a casa, especialmente si está en contacto con asbesto, cromo o químicos, ya que la familia de trabajadores ha presentado cáncer ligado a estos productos.
4) Es importante lavar bien con agua fría todas las verduras y cocinar bien los  alimentos, para eliminar los pesticidas.
5) Lavarse bien las manos antes de preparar o ingerir cualquier alimento.
6) Se deben evitar las grasas animales, ya que las toxinas de las sustancias químicas y pesticidas se acumulan en estos tejidos.
7) Trabajadores expuestos al sol, deben cubrirse el dorso y brazos, usar crema protectora con SPF de más de 20, llevar sombrero y lentes oscuros.
8) La aplicación de las cremas de protección, independientemente de su SPF, se deben repetir cada dos horas.
9) Se debe evitar la exposicion al sol entre las 10 y 15 horas, ya que la acción de los rayos ultravioleta UVB/UVA es directa y nociva a la piel.
10) Cualquier cambio en la piel que dure más de dos semanas requiere evaluación médica y biopsia.
11) Se pueden medir los niveles de asbesto y cromo en nuestro organismo mediante exámenes de sangre, orina, heces, secreciones mucosas, o muestras del cabello.
12) Los materiales con asbesto no deben tocarse ya que constituyen un riesgo para la salud.
13) Si sospecha de la existencia de materiales con asbesto en su casa, informe a la municipalidad o policía y no trate de eliminarlos usted mismo.

(*) Dr. Raúl Ortega, columnista de International Press desde 1994. Experto en medicina reproductiva radicado en Japón. Escríbale al e-mail: inkamed@yahoo.com

Al por mayor: 080-3445-8423

Consúltenos ahora: 080-4126-3105


Publicidad