Impuesto de salida en Japón, a favor y en contra


TV Asahi

Desde el lunes, todas las personas que abandonan Japón, japoneses y extranjeros, deben pagar un impuesto de salida de 1.000 yenes (9,18 dólares), monto incluido en los tickets.


Publicidad

Los recursos generados se destinarán a mejorar los servicios turísticos en Japón. En el año fiscal 2019, se estima que la recaudación ascenderá a 50.000 millones de yenes (459,5 millones de dólares).

La industria turística ve con buenos ojos el impuesto. Un representante de una importante agencia de viajes declaró a Jiji Press que el tributo contribuirá al crecimiento del número de turistas extranjeros.

Cuando se hizo pública la intención de crear el impuesto, no todos en el sector turístico mostraron entusiasmo. Hubo quienes creían que un impuesto muy alto podría disuadir a los visitantes.

Las preocupaciones menguaron, sin embargo, cuando el gobierno anunció que el monto sería de mil yenes.

¿Cómo ha sido recibido el nuevo tributo por los pasajeros de vuelos internacionales?

Una estudiante universitaria china, entrevistada en el Aeropuerto Internacional de Narita, preguntó por qué tenía que pagar el impuesto. Admitió que si bien la cantidad no era alta, no encontró razones para pagarla.

Por su parte, un ejecutivo japonés expresó su deseo de que los recursos que genere el impuesto sean usados de manera transparente.

Otros se manifestaron a favor, como una mujer china de 35 años que declaró a Jiji Press que para ella el gravamen no representa ningún problema si es empleado para financiar medidas necesarias, como mejorar las instalaciones del aeropuerto.

Un salaryman japonés dijo que no le importa el impuesto siempre y cuando ayude a que el número de visitantes a Japón aumente y beneficie a la economía. (International Press)


Publicidad

Publicidad

Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad

LECTOR

Deja tu comentario