El juicio a Dentsu, un fuerte mensaje contra la explotación laboral en Japón


Publicidad

El juicio a Dentsu por el suicidio de una empleada por exceso de trabajo es un fuerte mensaje en Japón.

El proceso que se ventila en un tribunal en Tokio está ejerciendo presión sobre las compañías niponas para que reformen su cultura laboral, que se caracteriza por sus largas horas de trabajo, revela la agencia Kyodo.

Matsuri Takahashi tenía 24 años cuando se suicidió el 25 de diciembre de 2015 empujada por el agotamiento físico y mental, causado por el exceso de horas extras trabajadas en Dentsu.

El gigante de la publicidad tiene graves antecedentes de explotación laboral mucho antes del caso Takahashi. En 1991, un empleado se suicidó debido al exceso de trabajo. En 2000, Dentsu llegó a un acuerdo con la familia de la víctima de karoshi, a la que pagó una indemnización y ofreció una disculpa.

Sin embargo, la empresa no rectificó sus prácticas laborales. Desde 2010, las autoridades laborales pidieron a Dentsu que tomara acciones contra las largas horas de trabajo de su personal al menos en tres ocasiones.

Tampoco sirvió y tras la muerte de Takahashi, las autoridades laborales iniciaron una investigación a la empresa.

En el pasado, en casos similares se han seguido procesos sumarios, pero esta vez la justicia ha decidido abrir un juicio a gran escala, un mensaje a la sociedad para que las empresas pongan freno a la práctica ilegal de hacer trabajar a sus empleados más horas de las permitidas.

“La sociedad debe aprender las lecciones del juicio a Dentsu y considerar cómo construir una sociedad donde nadie más muera por exceso de trabajo”, dice Kyodo. (International Press)


Publicidad
Publicidad
Publicidad

LECTOR

Deja tu comentario