La policía descubre nuevo método de explotación sexual de escolares en Tokio

Sepa cómo operaba el negocio de las “modelo de origami”.


 

Las escolares hacían origami que se ponían entre las piernas.
Las escolares hacían origami que se ponían entre las piernas.

 

El comercio de explotación sexual de chicas estudiantes de secundaria en Japón echa mano de todos los métodos posibles para seguir haciendo dinero.

Tras un paciente seguimiento, agentes de Departamento de la Policía Metropolitana intervino un departamento en el distrito de Ikebukuro, Tokio, donde escolares menores de 18 años de edad confeccionaban grullas de origami que ponían bajo su falda para abrir las piernas a pedido de clientes varones que pagaban por ello.

El pasado 11 de mayo, la policía arrestó a tres hombres sospechosos de manejar el negocio, de los cuales uno se hacía llamar productor de televisión.

Las autoridades dijeron que en el lugar se cobraba a los clientes 5.000 yenes por una sesión de 40 minutos en la que sólo podían mirar, pero no tocar a la “artista” que vestida con uniforme de colegio hacía el papel de “modelo de origami”. La chica estaba separada por un espejo de “dos vistas” llamado “magic mirrow”, que permitía al cliente observar a la modelo sin ser visto.

La ley prohíbe que menores de 18 años trabaja como “artistas particulares” para clientes y dicta penas de prisión de hasta tres años y una multa de aproximadamente 1 millón de yenes para los responsables. (International Press)

 
 



Suscríbase a International Press GRATIS!

Registre su correo electrónico y entérese primero de las últimas noticias de Japón.


Publicidad

Publicidad


Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad

Te recomendamos

J POP
Cine
Cultura
Cine
Conciertos

PRODUCTOS

Productos de Japón
Productos de Japón
Novedades de Japón

Turismo en Japón