Tener sexo con una anfitriona de bar no daña el matrimonio, sentencia juez de Tokio


Tribunal japonés falla contra esposa que demandó a una hostess


Publicidad

Bar
El Tribunal de Distrito de Tokio rechazó la demanda de una mujer contra la anfitriona de un bar que se acostó con su esposo alegando que tener sexo con una hostess “no daña una tranquila vida matrimonial”.

El juez Masamitsu Shiseki sostuvo que la anfitriona se acostó con el hombre para asegurar que continuara siendo su cliente y, por tanto, lo que ella hizo equivale a prostitución y no perjudica el matrimonio, informó Asahi Shimbun.

La esposa del hombre, que es dueño de una compañía, había exigido una compensación de 4 millones de yenes (32.300 dólares).

La mujer aseguró que la hostess se acostó muchas veces con su esposo a lo largo de siete años, y que eso le había causado “angustia emocional”.

Sin embargo, el juez sentenció: “La demandada tuvo relaciones sexuales con su cliente solo por negocios, como en casos de prostitución, y tal conducta no daña una tranquila vida matrimonial. Incluso si la esposa estuviera disgustada por el hecho, eso no constituye un delito”.

Es un “hecho comúnmente conocido” que muchas anfitrionas tienen relaciones sexuales con sus clientes para mantenerlos como tales, dijo Shiseki.

“Los clientes indirectamente pagan una compensación por los servicios sexuales de la anfitriona con los pagos que hacen cuando van al bar donde ella trabaja. La única diferencia (entre tener relaciones sexuales con fines comerciales y la prostitución) es el pago que se hace directa o indirectamente”, detalló.

Para la esposa, no obstante, el comportamiento de la anfitriona constituyó adulterio. La anfitriona negó haber tenido relaciones sexuales con su cliente.

El abogado de la esposa dijo que el fallo era injusto, porque Shiseki juzgó el asunto desde el punto de vista de si es legal o ilegal dormir con los clientes por negocios. Ese no era el punto, dijo.

Por su parte, el abogado Hayato Tamura, experto en divorcios, dijo que la decisión del tribunal de Tokio sienta un precedente y no está en consonancia con anteriores fallos judiciales sobre relaciones extramatrimoniales, que establecían que un esposo y su amante debían pagar de manera conjunta una indemnización a la esposa del adúltero. (International Press)


Publicidad

Publicidad

Descarga el App de Súper Tokio Radio



Publicidad