Policía de Tokio busca alejar a menores de negocios sexuales

Los negocios JK (joshi kosei, estudiante de preparatoria) engloban una serie de servicios que chicas estudiantes brindan a adultos, desde las “citas con compensación” (paseos a pie que a menudo culminan en encuentros sexuales en un hotel) hasta sesiones de fotos de las menores en uniformes o trajes de baño, pasando por masajes.

El fin de semana la policía salió a las calles de Tokio para realizar operativos y tomó bajo custodia a 26 chicas de 15 a 18 años, informó la agencia Kyodo.

Las menores trabajaban en unos locales denominados JK Komyu, donde se llevan a cabo actividades de índole sexual. La policía calcula que existen alrededor de 190 establecimientos de este tipo en Tokio.

Enterados por la policía de lo que hacían sus hijas, sus padres dijeron que creían que ellas trabajaban en cafés.

La policía se centró en adolescentes a la busca de clientes en Akihabara, Shibuya, Shinjuku e Ikebukuro. Aunque las citas por compensación habían disminuido en los últimos años, ha habido un reciente repunte.

Los operativos formaron parte de una campaña impulsada por el gobierno de Japón contra la explotación sexual de menores.

El 1 de julio entrará en vigor una ordenanza aprobada por la Asamblea Metropolitana de Tokio que prohíbe que las chicas de 17 años o menos trabajen en negocios que proporcionan servicios de citas. (International Press)

 

Publicidad

LECTOR

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


*